El impacto de la pandemia en la coparticipación municipal: en julio, las transferencias a los municipios cayeron un 16,9% real


La situación financiera de las provincias y municipios del país venía arrastrando los efectos de dos años de recesión económica, y la pandemia viene a dar un nuevo golpe a los mismos, a partir de las bajas en la recaudación tanto nacional como provincial que impactaron en la coparticipación.

En este marco, los municipios chaqueños no son ajenos a este fenómeno: en el mes de julio del presente año, las transferencias brutas a los municipios cayeron en términos reales un 16,9%, y en el acumulado del año muestran un descenso del 14,5%.


Según un informe recientemente publicado por la consultora Politikon Chaco, en el acumulado de los primeros siete meses del año, en promedio los municipios tuvieron un aumento del 25,7% de los recursos por coparticipación. Pero ante un escenario de inflación interanual por encima del 47%, ese incremento nominal termina resultado en una caída real. En lo referido exclusivamente a julio, el incremento nominal fue del 22,3%, que implicó una caída real de 16,9%.


En los meses de enero y febrero las transferencias brutas a los municipios habían sufrido caídas reales de 8,2% y 3,3%, mientras que en marzo se disparó a -13%. Sin embargo, la aplicación de la cuarentena estricta repercutió de manera más fuerte en abril y mayo, donde las caídas reales fueron de -23,6% y -28,0%.

En junio, se sintió el efecto de la flexibilización de ciertos sectores de la economía, y se desaceleró la caída a -16,1%, y julio tuvo un nuevo retroceso, aunque leve.

“La caída de la coparticipación municipal va en línea con la propia caída real de la coparticipación federal que recibe Chaco”, explicaron desde Politikon Chaco, recordando que en lo que va del año la provincia ha tenido sistemáticas caídas en este punto, al igual que el resto de las jurisdicciones del país.

“Los municipios tienen además sus propios problemas, similares a los que tiene la administración provincial. En contextos de crisis económica, caída del empleo y una inflación aún alta, sumado al freno de la actividad económica por la cuarentena, el factor de ajuste de las familias y de las empresas – sobre todo pymes – son los impuestos, tanto provinciales como municipales; y al mismo tiempo, si la actividad y el consumo están frenadas, también impacta en la recaudación”, agregaron.


Las caídas expresadas en pesos

En números, la coparticipación bruta de julio 2020 a los municipios chaqueños fue por un total de $1.123,8 millones de pesos, y a ello se le agregan una serie de retenciones a los municipios por diferentes conceptos para culminar en un monto final neto que se acredita en las cuentas municipales.

Como las transferencias netas no tienen un promedio para todos los municipios (por la particular situación de cada una, sobre todo, con el tesoro provincial), para realizar los análisis posteriores se consideran las transferencias brutas, que es el factor más representativo en términos de recaudación y actividad económica.


Esos $1.123,8 millones totales, como ya se explicó anteriormente, estuvieron, porcentualmente hablando, por debajo de la variación del índice de precios. Si ajustamos el crecimiento nominal interanual de julio (+22,3%) contra la inflación interanual de ese mes para el NEA (47,1%), concluimos que los municipios perdieron, en su conjunto $246 millones, una cifra muy lejana a la pérdida de $460 millones de mayo, donde se dio el pico de la caída en lo que va del año, pero que es igualmente significativa.

Observando el reparto por municipios, el mayor monto le correspondió a Resistencia con $348,4 millones (28,7% del total), seguido por Presidencia Roque Sáenz Peña con $99,8 millones (8,2%), Barranqueras con $54,3 millones (4,5%), Villa Ángela con $44,5 millones (3,7%) y Juan José Castelli con $41,3 millones (3,4%). Todos estos valores, recordamos, son en bruto.

Respecto a las variaciones interanuales de julio, hubo 49 municipios que tuvieron un incremento nominal del 21,6%; mientras que otros han tenido mayores incrementos, como ser General Vedia (+35,8%), Enrique Urien (+35,4%), Ciervo Petiso (32,8%), Villa Río Bermejito (+32,2%) y Taco Pozo (+32,0%), entre otros.





Hay que destacar que aquí no se incluyen los fondos que el gobierno provincial destinó a los municipios específicamente en el marco de la emergencia sanitario, sino al reparto del Fondo de Participación Municipal establecido por ley.

Por último, el informe destaca además que ni la coparticipación federal que recibió el Chaco en lo que va del año, ni la recaudación propia provincial ni los fondos coparticipables a los municipios lograron ganarle a la inflación en lo que va del año. En los tres casos, junio había mostrado un incremento respecto a los meses anteriores, pero en julio volvió a mostrar descensos.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *