El empleo privado volvió a mostrar caídas en mayo en el Chaco, pero a un ritmo menor que abril


La consultora Politikon Chaco, en base a datos oficiales del Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación, elaboró un informe sobre la situación del empleo privado registrado del mes de mayo 2020, que volvió a mostrar caídas, pero a diferente ritmo que en abril, que fue el mes donde se sintió el mayor impacto de la pandemia.


A nivel nacional, la cantidad de asalariados registrados del sector privado en mayo 2020, segundo mes completo de aislamiento social, preventivo y obligatorio, mostró una caída del 4,8% respecto al mismo mes del año anterior, lo que equivale a 294.628 empleos menos. A su vez, comparando con el mes de abril 2020, en todo el país cayó un 0,1%, que equivale a la desaparición de 5.911 asalariados del sector privado en el mes.


En relación a lo que se observó en abril, el golpe de mayo fue menos duro, desacelerando la caída, pero igualmente engrosa una situación de crisis laboral que la Argentina ya venía atravesando desde el 2018.

¿Qué pasó en el Chaco?

En ese marco, Chaco no escapa a la situación de crisis: el empleo privado volvió a tener un fuerte derrumbe medido en términos interanuales: entre mayo 2019 y mayo 2020 la provincia perdió 3.664 empleos en el sector privado: una caída del 5,0%, por encima de la media nacional, y segunda más baja del NEA, solo por encima de Corrientes (-3,9%), y por debajo de Formosa (-5,3%) y Misiones (-5,8%).


Si lo medimos en términos absolutos, esos 3,7 mil empleos privados perdidos son la segunda mayor caída en el NEA, detrás de los 6,3 mil de Misiones (considerar que ésta última tiene más de 30 mil asalariados registrados de diferencia con el Chaco)

Si el análisis comparativo lo hacemos en la serie desestacionalizada (variación mensual), respecto a abril 2020, se observa en mayor medida el golpe que trajo el Covid19: el empleo registrado privado en Chaco cayó un 0,3%, lo que equivale a que hubo una merma de 240 puestos de trabajo en este mes. En este sentido, se destaca la desaceleración de la caída, considerando que, en abril, la variación fue de -2,1%.


En el marco del NEA, Misiones tuvo la mayor caída con -0,5%, Formosa y Chaco -0,3% y Corrientes -0,1%.

La pandemia, su cuarentena y la consecuente parálisis de la actividad económica impactó muy duro a un sector laboral privado ya que venía muy golpeado: Chaco, en la comparación interanual, acumula 24 meses consecutivos de descensos del empleo privado, igual situación Formosa (también 24 meses consecutivos); Misiones (21 meses), Corrientes (9 meses consecutivos), y el total nacional (22 meses).


Pero si queremos abocarnos exclusivamente al período atravesado por el COVID, tomando la serie marzo – mayo 2020, observamos que el Chaco repite comportamiento: mostró una caída acumulada del 2,4%, tercera en el NEA detrás de Misiones (-2,8%) y Formosa (-2,6%) y por delante de Corrientes (-1,4%).

Total país – comparación interanual

En términos relativos, la provincia de San Juan tuvo la mayor caída interanual de asalariados registrados del sector privado: -11,1%, única en llegar a los dos dígitos por segundo mes consecutivo. Le sigue La Rioja (-9,7%) y Mendoza (-7,1% cada una). A su vez, Santa Cruz (-0,3%), La Pampa (-1,0%) y Chubut (-1,3%) son las que tuvieron las menores caídas. Ninguna provincia mostró crecimientos.


Total país – comparación mensual

El análisis de la serie sin estacionalidad, para poder medir la evolución mensual, nos muestra que, en términos relativos, ocho provincias experimentaron crecimientos respecto a abril 2020: encabeza Tierra del Fuego con +3%; mientras que dos jurisdicciones no tuvieron variaciones. Por el contrario, Tucumán (-1,9%) tuvo la mayor caída.


Total país – período COVID (marzo – mayo)

Las 24 jurisdicciones del país experimentan caídas. En un extremo tenemos a La Pampa con -0,1% (la menor), y del otro, a La Rioja, con -7,1% acumulada.


¿Que se espera para junio?

Los datos provisorios de junio se obtienen a través de la Encuesta de Indicadores Laborales (EIL) que realiza el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación, que toma solo a algunos aglomerados urbanos y mide, entre otras cosas, a trabajadores del sector privado de empresas de más de diez trabajadores.

El EIL señala que en junio el empleo privado registrado muestra una caída del 0,1% en relación al mes anterior. En la comparación interanual, el empleo se contrajo 3,2%.


Por ende, el empleo privado volvería a caer, pero con menor velocidad de meses anteriores, ya que en muchas partes del país se pasó de un “aislamiento obligatorio” al “distanciamiento”, generando así la reactivación de numerosas actividades productivas.

El EIL no muestra estadísticas provinciales, sino que toma diferentes aglomerados. El único medido para la región del NEA es el Gran Resistencia, que muestra una caída del -4,5% interanual y -0,3% respecto al mes anterior, resultados similares al publicado por el EIL de mayo. El aglomerado de mayor caída es el Gran Jujuy, que muestra un descenso del 9,3% interanual y -0,3% mensual.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *